Aumentar la capacidad

Si puedes incrementar la producción y las ventas y agilizar la tarea de facturación sin buscar nuevos recursos inmediatamente, estarás aumentando la capacidad de tu empresa y prepararás el terreno para el crecimiento futuro.

¿Qué es la capacidad?

Desarrollar capacidades significa lograr que tu empresa pueda hacer más internamente; por ejemplo, acelerando la producción o mejorando los sistemas y procesos.

Por ejemplo, un fabricante de sillas tiene los medios para producir 1000 sillas al mes. Sin embargo, debido a los retrasos que inevitablemente generan factores como el mantenimiento de los equipos y las ausencias del personal, en realidad solo se producen 700 sillas al mes. Su objetivo será incrementar poco a poco la capacidad y la producción buscando ser más eficiente en el trabajo, antes de comprar más equipos o contratar más personal.

Si puedes incrementar la producción y las ventas y agilizar la tarea de facturación sin buscar nuevos recursos inmediatamente, estarás aumentando la capacidad de tu empresa y prepararás el terreno para el crecimiento futuro.

Aumentar rápidamente la capacidad

A continuación te damos algunos consejos para aumentar la capacidad de tu empresa.

Mejora tus conocimientos y competencias

Todos aprendemos con la experiencia, pero puedes acelerar este proceso aprovechando la experiencia de otras personas. Probablemente ya sepas sobre qué cosas necesitas aprender más. Para muchos dueños de pequeñas empresas, suele ser el aspecto financiero de operar un negocio. ¿Puedes encontrar un mentor o un emprendedor experimentado que esté dispuesto a ayudarte un par de horas a la semana?

Reduce las ineficiencias y optimiza los sistemas

¿Tu empresa opera de la manera más óptima posible? Eliminar esas pequeñas ineficiencias puede serte muy provechoso.

Estas son algunas formas comunes de aumentar el rendimiento:

  • Elimina las tareas innecesarias que consumen mucho tiempo.
  • Delega parte del trabajo a quienes están más calificados o preparados para la tarea.
  • Prepara plantillas y modelos para los documentos de uso corriente, como las facturas.
  • Incentiva al personal a que evalúe la calidad de su trabajo e introduzca mejoras donde sea necesario.
  • Verifica que los avances obtenidos te ayuden realmente a alcanzar tus objetivos de negocios.

Los dueños de pequeñas empresas se encargan día a día de toda una variedad de detalles y suelen caracterizarse por no ser sistemáticos. Si eso es lo que ocurre en tu empresa, puede tomarte mucho tiempo enseñarle a otra persona a hacer parte del trabajo porque nada está documentado y establecido. En cambio, si cada proceso diario o importante de tu empresa se documenta y se sistematiza, los nuevos empleados podrán empezar a ser productivos para ti desde el primer día.

Analiza las necesidades en materia de personal

Contar con los empleados adecuados es fundamental para el crecimiento de un negocio. Si actualmente tu empresa apenas se da abasto, vale la pena preguntarse cómo harías si de repente entraras en una fase de crecimiento y el volumen de trabajo aumentara considerablemente.

Empieza examinando tus necesidades y las competencias clave de las que careces. Esto te ayudará a preparar las descripciones de los nuevos puestos.

Pregúntate lo siguiente:

  • ¿Cuentas con un equipo bien diversificado y equilibrado?
  • ¿Qué empleados contribuyen más a la producción y cuáles desempeñan una función de apoyo?
  • ¿Tienes empleados innecesarios que quizá deberían ser despedidos o reasignados para contribuir a la producción?
  • ¿Puedes capacitar a los empleados actuales para no tener que despedirlos?
  • ¿Hay alguna nueva competencia o especialidad que tu empresa debería desarrollar y poseer internamente?

Subcontratar

Busca otras empresas o contratistas que puedan asumir parte del exceso de trabajo en cualquier momento para aumentar tu capacidad.

Contar con otras personas o empresas a quienes puedes encomendar parte del trabajo puede aliviar temporalmente los problemas de insuficiencia de capacidad, mientras decides si conviene contratar nuevos empleados a tiempo completo.

Inyecta capital

¿Tienes un capital extra que podría rendir mejor en el negocio? Muchas empresas logran acumular liquidez, pero de nada sirve guardar eternamente todo ese dinero sin que sea productivo. ¿Puedes reasignar este capital para aumentar la capacidad?

Revisa los equipos

Si tienes equipos obsoletos, ¿te conviene actualizarlos y modernizarlos para aumentar tu capacidad general?

Toma en cuenta lo siguiente:

  • Para reducir costos, puedes alquilar los equipos y maquinarias esenciales.
  • Averigua si existe una nueva tecnología que elimine procesos redundantes o automatice las tareas manuales.
  • Consulta con una empresa similar de tu sector de actividad para averiguar qué equipos utiliza.

Comprar nuevos equipos puede ser costoso. Sin embargo, recuerda que obtendrás una ventaja competitiva si logras llevar tus productos y servicios al mercado más rápidamente que la competencia.

Tengo planes para un nuevo negocio

Si aún no has comenzado, podemos ayudarte a determinar si tu nueva idea es viable.

Comenzar

Ya he lanzado mi negocio

Si tu negocio tiene menos de dos años, selecciona esta opción para descubrir cómo operar de manera más eficiente.

Comenzar

Mi negocio está creciendo

Si tu negocio tiene más de dos años, descubre cuáles son los pasos fundamentales para crecer y prosperar.

Comenzar