Adquirir una empresa para impulsar el crecimiento de su empresa

Esforzarse por crecer no necesariamente significa volverse una multinacional; su plan de crecimiento puede simplemente ser una estrategia para mantener la rentabilidad durante todo el tiempo que desee mantener las operaciones de su empresa.

Esforzarse por crecer no necesariamente significa volverse una multinacional; su plan de crecimiento puede simplemente ser una estrategia para mantener la rentabilidad durante todo el tiempo que desee mantener las operaciones de su empresa.

Adquirir otra empresa es uno de los medios más sencillos para lograr lo anterior. La adquisición de una empresa puede ser un movimiento inteligente si tiene una buena comprensión del sector, ha realizado su diligencia debida y cuenta con los fondos necesarios.

Ya sea que compre una empresa de la competencia, de un proveedor o de un cliente, considere si una adquisición estratégica es lo que más le conviene.

Adquirir una empresa de la competencia

Este es el tipo más común de adquisición, y es fácil ver por qué esta opción es atractiva.

Su empresa tendrá acceso a la clientela, personal, ubicación y cualquier proveedor o contrato de su competidor. Es probable que su competidor posea fortalezas únicas que pueden ser beneficiosas para su empresa. Su empresa podrá acceder a nuevos y diversos mercados y aportar valor agregado a sus clientes.

Además, en vista de que ya conoce la industria o sector, la adquisición de una empresa de la competencia debería ser una inversión segura si se cumplen todos los requisitos una vez se termina la diligencia debida.

Adquirir la empresa de un cliente

Si vende productos y servicios a otras empresas, examine a sus clientes para identificar posibles oportunidades de crecimiento.

Al adquirir una empresa de sus clientes, podrá tomar decisiones que benefician directamente a su empresa. Por ejemplo, tendrá el control de la cantidad de suministros que la empresa de su cliente compra en su empresa y puede decidir a qué empresas se les compra, y terminar la relación con empresas de la competencia.

Trate de implantar una buena gestión y una transición fácil. Si logra conservar al personal de dirección y de otras áreas y mantener las operaciones sin problemas, podrá centrarse en dirigir la empresa adquirida a través de nuevas vías rentables.

Adquirir la empresa de un proveedor

A veces, adquirir la empresa de un proveedor puede ser una táctica eficaz de crecimiento, si esta empresa es una parte fundamental para su éxito. Su empresa podrá estabilizar sus suministros, sacar provecho de menores costos de los insumos y controlar las ventas a otras empresas similares.

Una de las desventajas de este tipo de adquisición es que podría necesitar cierto tiempo para adquirir una nueva serie de capacidades, si no posee la experiencia necesaria en el negocio del proveedor. Incluya una cláusula en su contrato de compra estipulando que conservará a los administradores de la empresa y recibirá capacitación al inicio para asegurar una transición sin problemas.

Si está dispuesto a impulsar el crecimiento de su empresa por medio de una adquisición, ahora es el momento oportuno para identificar las diferentes opciones. Las empresas propiedad de las personas nacidas durante la generación del “baby boom” en Canadá están cada vez más disponibles en el mercado. Le conviene empezar su investigación lo antes posible ya que puede llevar entre seis meses y un año encontrar una oportunidad conveniente; además, deseará tomar el tiempo necesario para cerrar el negocio.

Siguientes pasos

  • Planificar con anticipación tomando en cuenta el mayor volumen de trabajo que se genera al hacer la adquisición, de manera que su negocio principal no se vea afectado a medida que toma el control de la nueva empresa.
  • Identificar las consideraciones del impuesto sobre la renta al adquirir una empresa en el sitio web de la Servicio de Administración Tributaria. Consulte con su contador.
  • Consultar con un Asesor de Pequeñas Empresas de Scotiabank para conversar sobre sus necesidades de financiamiento si tiene previsto adquirir una empresa.